La salud bucal de los pequeños en los primeros años es responsabilidad de los padres, por lo tanto, el realizar una correcta higiene y enseñarles una rutina para cuidar de sus dientes, creará una salud bucal que prevalecerá a lo largo de su vida.

A continuación te dejaremos una lista de acciones a llevar a cabo en las diferentes etapas de la vida de tu niño.

Antes de que aparezcan los dientes

En la cavidad bucal conviven en equilibrio bacterias, hongos y otras especies. Cuando estos tienen un desbalance se pueden dar enfermedades. Podría parecer que al no tener dientes no hay que preocuparnos por esto, pero en realidad, cuando tu bebé se alimenta con fórmula láctea, debes realizar una limpieza a las encías y lengua de tu bebé para eliminar residuos de leche. En el caso de la leche materna, no es necesario que realices esta limpieza, ya que esos residuos son buenos para el sistema inmune.

También se pueden empezar a cepillar las encías como estimulación con cepillos de silicona como este: https://www.jorhelitos.com.mx/collections/a-cuidarse-higiene-cepillo-de-dientes/products/cepillo-de-dientes-para-bebe-de-silicona-extra-suave

 Cuando aparecen los dientes

Una vez que aparecen los dientes, se deben ir usando cepillos que vayan de acuerdo con la edad del infante. Por ejemplo, el paquete de cepillos marca Nuby te acompaña en diferentes etapas de la vida de tu bebé.

Además, debes realizar el lavado con pasta fluorada de más de 1000 partes por millón de flúor, por lo menos dos veces al día. La cantidad de pasta va a cambiar dependiendo de la edad del niño. En general, los menores de tres años deben utilizar una cantidad de pasta dental equivalente a un grano de arroz crudo.

El cepillado debe darse de manera circular y con arrastre, incluyendo en la encía.

Hábitos a tener en cuenta

Una vez que los niños son más conscientes y se pueden hacer un poco más responsables de su rutina de higiene bucal debes asegurarte de que tengan ciertos hábitos bien marcados.

  • Cepillado diario: Se debe realizar después de cada comida y con un cepillo que vaya de acuerdo con la edad del niño para que no lo lastime.
  • Enjuague bucal: A partir de los 5 años ya pueden utilizar el enjuague bucal después de cepillarse los dientes. Elige uno que no contenga alcohol ni colorantes.
  • Hilo dental: La edad recomendada para que comience a utilizar el hilo dental después de cada comida es alrededor de los 6 años, pero deberán tener asistencia de un adulto hasta que sean capaces de hacerlo solos.
  • Visitas al dentista mínimo cada 6 meses.

Los hábitos se crean desde pequeños y es importante inculcarles que la salud va primero.

Recuerda que en Jorhelitos tenemos artículos que te pueden ayudar para cuidar de la salud oral de tus hijos. 

 

¡Gracias por leer!

19 agosto 2022 — Taishah Castillo